Separar el enfoque del disparo

Separar el enfoque del disparo

Todas las cámaras reflex actuales vienen configuradas para enfocar al pulsar hasta la mitad de su recorrido el botón de disparo, esta configuración obliga a la cámara a enfocar antes de disparar. Todas las veces. Para mi esto tiene más inconvenientes que ventajas, dos ejemplos: – con enfoque sencillo (AF-S) y un sujeto estático, enfocas, reencuadras y disparas, ¿quieres volver a disparar con el mismo encuadre? vuelve a enfocar, reencuadra otra vez y dispara, ¿otra más? vuelve al paso 1. (Otra variante de la que soy un claro ejemplo es enfocar un paisaje, encuadrar, olvidarte de cambiar a enfoque manual y pulsar el botón de disparo). – con enfoque continuo (AF-C), persigues al sujeto hasta que se para, sigue enfocado, se cruza algo/alguien por delante, al carajo el enfoque, vuelve a buscarlo. Para evitar este lio y tener un mayor control sobre la activación del enfoque podemos sacarlo del botón de disparo y asignárselo al botón AF-ON o al de AE-L/AF-L situado en parte trasera de la cámara. Con esto conseguimos tener un mayor control del enfoque ya que la cámara solo enfocará cuando pulsemos ese botón y no el disparador y nos evitamos tener que andar cambiando a enfoque manual para que el enfoque no se se mueva. Con los dos ejemplos de antes: – enfocas con el botón trasero, reencuadras y disparas todas las veces que quieras. – mantienes pulsado el botón trasero hasta que el sujeto se detiene y lo sueltas, pase quien pase por medio seguirá enfocado. Con este cambio podemos pasar a “vivir” continuamente en AF-C aunque esto ya es según el gusto de cada uno pero así se...
Luna saliendo tras el observatorio de Izaña

Luna saliendo tras el observatorio de Izaña

La entrada de hoy va a tratar sobre la planificación de la  imagen superior. Para los cálculos he usado una app para iOS llamada Photopills (PP) de pago pero muy util y con un montón de opciones que todavía estoy explorando. Otra opción es The Photographer Ephemeris (TPE) que es una aplicación web gratuita (también tiene app móvil de pago para iOS y Android) más “simple” que la primera pero para los cálculos básicos sirve igualmente. Teoría Antes de continuar es necesario conocer dos conceptos que tendremos que tener en cuenta más adelante: el azimut y la elevación. El azimut es la ángulo existente entre el norte y el sujeto, medido desde el punto de vista del observador, con la siguiente imagen quedará más claro, el punto A tiene un azimut de 45º con respecto a nuestra posición mientras que el del punto B es de 135º. La elevación es la distancia angular entre el plano del observador y el sujeto. En la imagen inferior el punto A, que puede ser una montaña o edificio, puede tener una elevación de 18º. Para el sol y la Luna la elevación se calcula desde el centro geométrico de los mismos, es decir si el punto B tiene un diámetro angular de 0,5º y su elevación es de 20º su borde inferior estará a 19,75º y el superior a 20,25º.   Planificando La idea para la foto es obtener un contraluz de la luna tras los edificios del observatorio de Izaña en Tenerife. Para ello es necesario conocer la zona y saber que el observatorio se encuentra en una posición elevada sobre el terreno que lo rodea y...